Déjame leer

Las nubes

se reparten palabras

y leen los libros

con las gotas de la lluvia.

Las frases que dedicas

los días que no se ve el sol

no tienen ni idea

de la suerte que tienen.

En esos días grises

donde el viento reparte caricias

la lectura es un romance

parecido a un huracan.

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s