Renegados

En un pañuelo de papel

toda una vida explicada

dos puntos lejanos y una recta

la mejor manera de llegar a ti.

Y me busca y me encuentra

entre todos los matojos

no hay mayor placer que no vea

en la desesperación bien erecta.

De leyes es sabido

y no cuenta por inoportuno

que al pintar la línea en el papel

se deshizo de todos como humo.

Y es que de bien honrados

suena la campana en la lejanía

que si te guardas un as en el bolsillo

que no sea el de la plasta mocarra.

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s