Tengo la llave del destino

Tengo la llave del destino

como absurdo aborto del tiempo,

como sangre cuaresmal

irritada por la arena como adoquines,

permisiva

absolutamente puta,

entre rizos de metal

y sepulturas de ojos de papel,

termita del agujero

donde serás metida,

abriéndote sin resistencia

a la fogosidad de un giro.

Un comentario sobre “Tengo la llave del destino

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s