Ahogo

Cuando te ahogas y no hay agua pero la falta de oxigeno te hace ver la realidad.

Sobre la soledad

La soledad. ¿Es buena o mala?, he probado de las dos y también he probado a no tenerla durante muchos años. Y de todas las circunstancias que me han llevado unas y otras, a veces añoraba una soledad buena aunque disfrutaba no tenerla, la mala, la de ahora me consume, como un rollo de papel higiénico que se va gastando poco a poco, hasta el final.

Miedo

Una noche difícil, mareos, sin poder respirar, como muchas otras noches no he podido dormir mi media de dos horas diarias. Por un momento pensé que me quedaba en el sitio. La medicación no ayuda mucho y desde las últimas pruebas que me hicieron en medicina nuclear no levanto cabeza, cuando llega la noche empiezo a tenerle pavor y miedo, ojalá ocurra un milagro y todo mejore.

Niña de Papa

Pobrecita niña de Papa que si no le das los caprichos se encoleriza, si no le das regalos se encabrita y si no le dedicas las 24 horas del día con halagos se enfada y no te habla.

Pobrecita niña de Papa que a pesar de llevar media vida viviendo del cuento exige y obliga como si de ella dependiese la supervivencia del Universo y que dependiendo de como se levante por la mañana te destroza la vida o te da sus migajas

Pobrecita niña de Papa que por culpa de sus aires de grandeza está perdiendo todo lo bueno y se quedará sola, tan sola que cuando mire atrás y vea todo lo que ha perdido ya no volverá a ser una idiota nunca más.