Buscándose. . . . .

Hay amores que traspasan las vidas, los siglos, los planetas y galaxias. Los mundos paralelos y la oscuridad más absoluta, se buscan con ansia y desespero a través del espacio y el tiempo. Amores que no cerraron su historia cuando la vivieron, que por algún motivo fueron arrancados de sus vidas y separados cuando no lo querían, cuando más enamorados estaban.

A pesar de que el tiempo es una apisonadora que pasa increíblemente rápido, sin escrúpulos y sin detalles para el amor, los amantes de alguna manera en otro nuevo espacio se reúnen, a veces sin saberlo por unos minutos, dejando una esencia en sus pensamientos de que algo los llama sin atreverse, el otro momento es cuando se paran y se miran a los ojos y sin una explicación lo saben, se reconocen y la rueda de la vida empieza otra etapa.

Si le preguntamos a cualquier persona que sintiese el amor verdadero en su corazón y que hubiese perdido a su compañera-o que le pareciese volver a reencontrarse sin lugar a dudas historias aparte su respuesta sería un SI. Algunos pasan una vida de soledad esperando la próxima, otros sufriendo no quieren morirse para no perder una memoria que no saben si recuperaran, yo creo en un termino medio donde a pesar de todas las piedras en el camino al final en un momento de este infinito universo podré volver a besar a mi estrella.