Diana II

Un caballito de tequila

entre tus labios y los míos

hacen del placer la realidad

de poseer nuestros cuerpos.

El mejor poema del mundo

como lo dice Dany bajo la luna

es amar a una mujer

con una sonrisa como la tuya.

Y como un baile de mariachis

que te llevan en volandas

las noches que no te encuentro

bebo de un mar de lágrimas.

Porque la luna llora tu encuentro

cuando no te asomas a la ventana

a mi me pasa lo mismo

al despertarme cada mañana.