No thank

Defunción

de tus palabras silenciosas

esas que parten de los pies

y acaban en la cabeza.

Muerte crónica

a sabiendas anunciada

desde el dolor de las entrañas

de un malestar general.

Asesinato ritual

de la formación de tus frases

cogidas por el hilo de la vida

el fracaso de tus perfiles.

Resurrección de tus cenizas

para formar parte del abono

de ese alimento concentrado

que le doy todos los días a mi gato.